Actualmente las empresas y el aparato industrial de todos los países del mundo enfrentan importantes transformaciones debido a la crisis provocada por el Covid-19.

Esta situación no solo les ha obligado a optimizar los procesos productivos, sino que además les obliga a considerar nuevas dinámicas para la gerencia de personal e implementación de normativa adaptada al nuevo escenario.

En este blog te contamos sobre algunos desafíos gerenciales que afronta la industria alimentaria colombiana en tiempos de Covid-19, y cómo algunos de ellos pueden permanecer una vez superada la crisis sanitaria que enfrentamos.

1.       Protocolo para protección de los trabajadores

Como sabemos la industria alimentaria no puede prescindir de los trabajadores que día a día supervisan y asisten en la producción y empacado de alimentos. De manera que a nivel gerencial ha sido fundamental implementar protocolos que protejan a los trabajadores de posibles contagios.

Dentro de este protocolo encontramos numerosos aspectos que son considerados como parte de las nuevas dinámicas de trabajo, entre ellos:

Entrada y salida de trabajadores supervisada.

Designación de espacios controlados para proveedores externos.

Limpieza y desinfección de áreas comunes de la empresa.

Higiene personal como un asunto imprescindible para el acceso al área de trabajo.

Uso obligatorio de equipos de protección como máscaras, tapabocas y guantes.

Espacios comunes gestionados para evitar aglomeración.

2.       Gestión de teletrabajo

Ya que abordamos algunas precauciones imprescindibles dentro del área de trabajo, ahora consideraremos lo que ocurre fuera de la estructura de la empresa.

Una de las actividades que más ha requerido buena gestión y supervisión por parte del área gerencial ha sido el teletrabajo; el mismo ha ganado protagonismo durante la pandemia, pues gracias a una buena gerencia del teletrabajo muchos han aprovechado las herramientas digitales para hacer crecer los ingresos de su empresa.

3.       Manejo y organización de la productividad

La producción constante de la industria alimentaria requiere de una buena gerencia para asegurar que ningún proceso de esta importante rama de la economía del país se detenga, incluso en momentos de crisis.

De manera que, debido a la crisis sanitaria, la industria alimentaria ha sabido adaptar y mejorar sus sistemas productivos para mantener e incluso elevar los números de producción y así responder a la demanda actual.

No se asegura la producción solo a través del manejo de personal, sino también con el debido uso y mantenimiento de maquinaria, e incluso con la implementación de nuevos y mejores sistemas digitales para el acondicionamiento de la empresa, el empacado de alimentos, etc.

4.       Debido procedimiento para el manejo de personas sintomáticas

En caso de que algún empleado presentase síntomas, la gerencia debe estar preparada para el manejo de esta situación, llevando el control de horarios, y asegurando el rastreo de posibles contagios.

Por último, una gerencia bien organizada y al día con las innovaciones y transformaciones que se llevan a cabo para adaptarse a estos importantes cambios sociales marca la diferencia, es la delgada línea que separa a una empresa del simple manejo de una crisis o de una superación y adaptación exitosa a todo tipo de escenario.

Bien sea que se instale una nueva normalidad, o podamos volver a la antigua normalidad, la gerencia será el área de la industria alimentaria, y de cualquier otra industria, que sepa prever y adelantarse a cualquier reto que se presente.

Fuente: https://www.linkcompresores.com.co/desafios-gerenciales-de-la-industria-alimentaria-y-el-retorno-a-la-normalidad/